La magia oculta en Serapeum

El Serapeum es la necrópolis subterránea, donde se enterraron los sagrados toros Apis. Estos toros fueron adorados como la encarnación de Ptah, el dios creador y los enterramientos conllevaban un enorme y fastuoso ritual.

El Serapeum está excavado a doce metros de profundidad y consiste en tres pasajes que conservan cámaras sobre sus lados donde reposan sarcófagos de basalto, granito negro, rosado o piedra caliza.

Esta veneración del toro Apis está atestiguada, según la Piedra de Palermo, desde la Dinastía I.

Fue adoración  en Menfis, mientras vivía, como la encarnación del ka de Ptah, dios creador, pero al morir asimilaba a Osiris, el dios de la resurrección llamándole  “El heraldo de Ptah”.

Los enterramientos rituales del toro Apis tuvieron su apogeo tardíamente.

Al morir un toro Apis se iniciaba un largo y complejo ritual, el cual permitiría al toro renacer.

Los toros sagrados se enterrados en sarcófagos, elaborados con bloques pétreos monolíticos.

Los enterramientos estaban compuestos por cámaras excavadas en la propia roca caliza del suelo, en donde se introducían los gigantescos sarcófagos de piedra granítica.

Historia de las galerías

Al inicio de sus galerías aparecieron 1.200 estelas votivas del dios buey Apis. El Serapeum cuenta con dos tipos diferentes de enterramiento.

Los más antiguos son los enterramientos menores, algunos de ellos de la época de Ramsés II.

En la parte superior se encuentran los enterramientos mayores que formados por unas galerías con grandes nichos a los lados que es la parte que hoy se visita. En estas cámaras se rebajó el suelo para poder dar entrada a los grandes sarcófagos de piedra.

Las medidas de éstos son de 3,80 metros de largo, 2,30 metros de ancho, y 2,85 metros de altura total, tapadera incluida. El grosor de las paredes interiores de estas auténticas cajas fuertes, es de 45 centímetros.

Su peso, dependiendo del material, ya que los hay de granito o basalto, ronda las 40 toneladas a lo que hay que añadir otras 20 para la tapa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *