Cuba – El Cementerio de Colon

-entrada cementerio Colón

Quizas te resulte un tanto raro que yo te recomiende visitar un cementerio, Pero resulta que no se trata de un camposanto común y corriente.

La Necropolis de Colón esta emplazada en el Barrio del Vedado perteneciente al municipio Plaza de la Revolución. Su entrada principal está en Zapata y 12 .Su construcción se remonta a octubre de 1871 .

Ocupa una superficie de 57 hectáreas ( alrededor de 0,57km2 ) inmersa en la suntuosidad y variedad arquitectónica, monumentos y esculturas a cielo abierto que le convierten en una de las necrópolis más famosas del mundo.

Aún cuando el cementerio cumple una función solemne y emotiva. Al mismo tiempo defiende ante el mundo su posición social y escultural. Todo esto envuelto en una mar de mármol de diferentes colores, matices ,herrería fina y ornamentos de un valor incalculable

Esto le ha conferido el título de Monumento Nacional.

Entre los grandes monumentos que existen en él, vale la pena destacar el Panteón de Naturales de Ortigueira, el Panteón de los Bomberos, así como la tumba de Juana Martin de Martin.

La más popular es la Tumba del Dominó ,que encierra una historia curiosa y real .

Cuentan que la finada , era una persona fanática al juego de dominó. y que un 12 de marzo de 1925 murió de un infarto. Al no poder pegarse con el doble tres. Juana falleció con la ficha apretada en una de sus manos y .sus hijos hicieron esculpir el momento exacto de su muerte. Trás ordenar una peculiar escultura en forma de ficha de dominó con el funesto doble tres

Entre otras tantas historias esta la más famosa de todas.

Me refiero a la tumba de Amelia Goyri de la Hoz, una joven aristocrática, conocida comúnmente como La Milagrosa ,que se ha convertido en lugar de peregrinación de todo el pueblo de Cuba.

La leyenda de La Milagrosa ha trascendido en el tiempo pues cuentan quienes le conocieron que Amelia Goyri de la Hoz desde pequeña se sintió atraída por su primo Jose Vicente Abot y Rabell, quien sentía el mismo sentimiento hacia ella.

A los 13 años se destapo la noticia de su noviazgo y acto seguido ambos se encontraron con el rechazo de la familia.

Esto ocurrió pues el Joven no tenía una posición social acorde a lo que los padres de Amelia buscaban para desposarla.

Pasaron los años y Vicente se fue a la guerra ,de la cual regresó ileso , con arto reconocimiento del Gobierno Repúblicano y grados militares por más decir. Por aquellos dias los padres de Amelia habían fallecido y su tía y tutora , La Marquesa de Balboa , dio el consentimiento y finalmente lograron consumar el matrimonio un 25 de junio del 1900.

El primer año fue pura felicidad y con ella llegó el embarazo .Todo estuvo bien hasta el octavo mes en que se le adelantó el parto a Amelia.

La fatalidad que aparece donde quiera, enlutó a la familia pues madre e hija fallecieron durante el parto tras un ataque de eclampsia que se le presentara a la joven madre .

El día 3 de mayo de 1901 Dia de la Santísima Cruz, se sucedió el deceso. Jose Vicente quedo trastornado tras perder a su esposa e hija en el mismo momento.

Hubo cierto conflicto al momento de decidir donde enterrarlas, pues la familia de ella apostaba por enterrarla en el Panteón de los Marqueses de Balboa. Jose Vicente se negó y consiguió que una amigo le permitiera darles sepultura en un panteón familiar que este tenía.

De tal modo la bóveda en cuestión estaba situada en al noreste del camposanto , en el campo común No . 28, a escasos metros de la Capilla Central.

La costumbre de la época permitía que madre e hija fueran enterradas juntas .Tras el sepelio, Jose Vicente se dedicó por entero a rendirle honores y pleitesías a su amada. Cerrado de negro y siempre con sombrero , se presentaba en la tumba cada mañana. Hacía sonar tres veces la aldaba derecha de la tumba contra el mármol frígido con la intención de despertar a su idolatrada esposa.

Le daba la vuelta al panteón y ,ponía las flores que le llevaba día a día y e hija dedicaba tiempo a conversar con ella y contarle lo que acontecía por esos dias ,asi como de sus congojas y llegaba hasta pedirle consejos. Cuando había completado su ritual se quitaba el sombrero y sin darle la espalda se retiraba del lugar.

El escultor cubano Jose Vilalta Saavedra ,a quien se le atribuyen las esculturas de la entrada del cementerio, amigo de Jose Vicente se encontraba en Italia por entonces. Por correo mandó a pedir una foto de ellas y a partir de ahí esculpió una escultura alegórica en mármol de carrara

Esta fue llevada por el propio Jose Vilalta y Saavedra a La Habana en el año 1909.

Desde entonces se puede ver a la Amelia madre ataviada de una túnica plegada y cargando en su brazo . Jose Vicente continuó su ritual día a día durante más de 30 años, a tal punto que las personas que le conocían lo creían desquiciado, pues José afirmaba su amada esposa le concedía los deseos que este le pedía cuando hablaba con ella.

El rumor corrió de boca en boca y la gente se suman las visitas espontáneas a la tumba de Amelia.

A este punto ni el propio esposo pudo parar la espontaneidad del pueblo que ya comenzaba a creer en el rumor de los poderes sobrenaturales de la difunta.

Trece años despues se abrió la tumba para inhumar los restos mortales otro familiar de Amelia . Lo que sucedió después quedo para la posteridad, pues encontraron a Amelia intacta y con su hija en brazos en actitud paternal. Semejante a como había esculpido el artista Saavedra. Desde ese momento se le empezó a llamar La Milagrosa.

Jose Vicente falleció años después y fue enterrado junto a su adorada esposa.

Hasta el día de hoy, la tumba de Amelia Goyri de la Hoz recibe flores frescas y otros presentes de parte de todo el pueblo de Cuba. Incluso extranjeros atribuyen a ella los milagros antes expresados. acrecentando la leyenda popular.

De hecho, es la tumba mas visitada del Cementerio de Colon durante estos últimos 119 años .

 PD :  Si las casualidades no están escritas, estas ponen a reflexionar una y otra vez a quien este leyendo este artículo. Pues Amelia y su querida hermana Maria Teresa , se casaron el mismo día y quedaron embarazadas casi a la vez . Para más coincidencia Maria Teresa tambien falleció al dar a luz . Saca tú , tus propias conclusiones!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *